Consultor, formador y conferenciante en marketing experiencial, turismo experiencial y customer experience

Experto en marketing experiencial, turismo experiencial y customer experience.


Deja un comentario

Marketing experiencial incoloro, inodoro e insípido

agua

Foto Pixabay

Marketing experiencial del agua: incoloro, inodoro e insípido

Desde hace un tiempo, estoy viendo iniciativas relacionadas con el lanzamiento innovadores de productos de agua. Y no me refiero a solo al agua mineral, sino también al agua de grifo, vulgarmente llamada. Ni que decir tiene que en Madrid, podemos presumir de una de las mejores aguas de España, y quizás del mundo. Pero esto es otra historia.

AGUA EN ENVASE DE VIDRIO REUTILIZABLE, DE GRIFO DEPURADA Y PERSONALIZADA: incolora pero con un toque personal.  

Hace unos meses descubrí una empresa que había lanzado  una nueva solución para liberarse de los costos logísticos, de reciclaje y producto del agua envasada. Según esta empresa, Aguaviva garantiza la temperatura deseada allá donde se desee instalar y siempre con una imagen personalizada, de forma que, la marca del restaurante, hotel o empresa de catering  queda trasladada a una botella de cristal exclusiva.

AGUAVIVA cuida el producto y la imagen en beneficio de los negocios de restauración y hostelería y es seleccionada cada día por las estrellas de la cocina de nuestro país, negocios de hostelería exigentes con la calidad de todo aquello que ofrecen en sus salas como Martín Berasategui, Restaurante Chirón, Restaurante Maralba, o Sollo entre otros.

aguaviva restaurante Martin Berasategui

Aguaviva Restaurante Martín Berasategui

Además con las  botellas de vidrio reutilizables se acaba  con el almacenamiento y el transporte de botellas, con el impacto medioambiental que esto supone.

La idea me parece muy interesante por la aportación a la sostenibilidad, ya que es agua de grifo depurada y filtrada en botellas reutilizables, aportando un plus de diferenciación al establecimiento con su marca. 

AGUA en caja mejor: inodoro pero más sostenible

Otro proyecto que he conocido recientemente es AGUA EN CAJA MEJOR.  Aquí la innovación, no es en realidad por el envase novedoso o especial. Es un envase que estamos acostumbrados a ver en zumos, productos lácteos y algunos alimentos. La gran diferencia es utilizar estos envases que son más respetuosos con el medio ambiente para envasar agua, y de esta forma reducir el impacto que generamos diariamente consumiendo agua en envases de plástico o de vidrio».

Las cajas de agua están fabricadas con un 75% de materiales renovables y biodegradables, por lo que el impacto medioambiental se reduce considerablemente. Y los árboles de los que sale el cartón provienen de bosques gestionados de manera responsable, lo que significa que por cada árbol cortado se planta uno nuevo.

El agua procede de un manantial en el corazón de Castilla, a los pies del Castillo de Górmaz que presidió Rodrigo Díaz de Vivar, también conocido como el Cid Campeador, nace agua mineral que lleva siendo consumida por nuestros antepasados desde hace más de 2 mil años Este agua tiene su origen en las lluvias que caen sobre la Sierra de la Pela, que luego fluye lentamente bajo la tierra durante casi 30 años a más de 100 metros de profundidad, lo que asegura su impecable pureza.

agua-en-caja-mejor

Agua en caja mejor

PAGAR CON BOTELLAS DE AGUA DE PLÁSTICO: INSÍPIDO PERO EFECTIVO 

Otro proyecto que he conocido recientemente, es la apuesta de la red de metro de Pekín, por instalar máquinas que compensan con saldo en los abonos de transporte o los móviles a quienes depositan envases para su reciclado. Este caso es algo diferente en el contexto, pero también muy creativo.

En 2012 empezaron a funcionar en las estaciones de la red de metro de la capital china las primeras 10 máquinas, que el año pasado se incrementaron hasta 34 y que está previsto que lleguen a las 100, en las que los pasajeros pueden depositar los envases de tereftalato de polietileno (PET) para su reciclado, y a cambio reciben de la misma terminal crédito en sus tarjetas de abono al transporte público.

En concreto, los viajeros reciben entre 5 y 10 céntimos de yuan, respectivamente, (alrededor de un céntimo de euro), por cada botella que introducen en la máquina (el precio del billete sencillo es de 25 yuanes), puesto que la máquina dispone de sensores que identifican el tamaño y calidad del envase y los abonan según diversas categorías. El crédito se puede destinar al transporte público o a adquirir tiempo de llamada para los teléfonos móviles.

Las máquinas, colocadas por el gobierno pekinés y gestionadas por la empresa de reciclaje Incom, aplastan las botellas hasta que las reducen a un tercio de su tamaño original y después las clasifican según su tipo y color en un proceso que dura apenas unos 20 segundos, que es el tiempo que el usuario debe esperar antes de cobrar.

“Son tan fáciles de usar como un cajero automático”, afirma un portavoz de Incom, una compañía que procesa 50.000 toneladas de botellas de PET al año.

 

Tres ejemplos de marketing experiencial de sensaciones: incoloro, inodoro e insípido

En marketing experiencial, nos basamos en generar experiencias de consumo que logren tener una conexión más estrecha y profunda con la marca. Igualmente tratamos de provocar sentimientos y emociones en el consumidor y estos tres ejemplos logran creo conectar con el lado responsable de nuestro cliente y aportando mecanismos de sostenibilidad.  

En realidad creo que, son pequeñas acciones de responsabilidad social corporativa pero de alto impacto emocional. 

Tres ejemplos igualmente de marketing de sensaciones, que tiene por objetivo y finalidad, es la de proporcionar un placer estético, emoción, belleza y satisfacción por medio de la estimulación sensorial.

En el caso de Aguaviva y Agua en Caja mejor, creo que logran tener un impacto sensorial muy positivo y enriquecedor, ya que se establece a través de un estímulo que tiene una consecuencia: ser más respetuosos en nuestro consumo de agua.

El estímulo es la decisión de prestar atención a la información recibida y mantener o guardar la información sensorial, siendo más eficaces aquellos estímulos relacionados con situaciones vividas o significativas. Que una marca te estimule a ser más responsable y te facilite mecanismos o herramientas para ello, creo que responde a un marketing de sensaciones muy creativo.

Así la experiencia del consumidor está constituida por unos estímulos sensoriales perceptibles a través de los sentidos; es decir, por medio de la vista, el oído, el tacto, el gusto y el olfato, centrándose en conseguir un impacto sensorial en el individuo. Y estos ejemplos aportan sin duda impacto sensorial.

En el caso de la maquina de vending que te compensan con saldo en los abonos de transporte o los móviles a quienes depositan envases para su reciclado, están realizando una aproximación divertida, excitante y sorpresiva que enriquecen la experiencia del consumidor.

Marketing de pensamientos para que consumas agua más responsablemente 

Con este tipo de marketing, la experiencia del consumidor estará vinculada estrechamente a las emociones y sentimientos más íntimos del sujeto, siendo el objetivo generar una experiencia afectiva hacia la marca o la empresa para el desarrollo de unos fuertes vínculos emocionales de alegría y orgullo. No sé si consumir agua con este tipo de envases, creará alegría o orgullo, pero seguro que al menos un sentimiento positivo creará y nos hará reflexionar sobre por qué ser más sostenibles. 

Este tipo de acciones de marketing tienen como objetivo evocar en el individuo una serie de sentimientos positivos durante las situaciones de consumo de un producto o servicio: Aguaviva y el Agua en caja mejor, creo que lo consiguen.

Así que ya sabes, creo que como consumidores nos debemos plantear individualmente la importancia de pequeños gestos que aminoren nuestro impacto ambiental y se bebiendo agua, podemos ser más sostenibles, bienvenidas sean estas ideas y proyectos. 


Deja un comentario

The Frangance Lab: un concepto de brand experience desarrollado por una marca de retail a través del marketing olfativo

Aromarketing experiencial

Aromarketing experiencial

 

Algunos estudios afirman que el hombre recuerda el 1% de lo que palpa, el 2% de lo que oye, el 5% de lo que ve, el 15% de lo que degusta y el 35% de lo que huele, pues el sentido del olfato es el más antiguo que tiene el ser humano y hace que dichas conexiones queden grabadas en la parte reptil de nuestro cerebro. En dicha parte es donde se actúa por instinto y está plasmada el código cultural de las personas.

 

Algunas marcas están apostando por el aromarketing para conectar con las sensaciones de sus clientes y en la actualidad tiendas especializadas, restaurantes, hoteles e incluso el sector bancario están sacando provecho de esta técnica para que sus clientes queden conectados de manera positiva a sus negocios y puedan incrementar las ventas.

 

Algunos datos significativos del Aromarketing:

 

  1. La memoria puede retener hasta 10.000 aromas distintos, mientras que sólo reconoce 200 colores, según Richard Axel y Linda Buck, que recibieron el Premio Nobel de Medicina en 2004
  2. El olfato requiere unas cinco millones de células olfativas, que transmiten la información a una zona del cerebro responsable de las emociones y la memoria.
  3. El 83% de la inversión publicitaria se concentra en mensajes que se perciben mediante la vista y el oído, y deja de lado el resto de los sentidos.
  4. Disney fue el primer parque temático en utilizar esta estrategia impregnando las calles de un olor peculiar y reconocible de “palomitas” con el cual incluso despertaba el apetito induciendo al consumo a sus visitantes

 

El marketing olfativo está en auge y básicamente consiste en el estudio, desarrollo y aplicación de aromas que pudieran incidir positivamente en la decisión de compra del cliente actual y potencial.

 

Dan Hill , autor de varios libros, entre ellos,  About Face, investigó la manera de llegar a otros sentidos, y establecer vínculos sensoriales con los consumidores para promover las ventas.  Estos son algunos  de los ejemplos citados por Hill:

 

Un estudio mostró una mejora del 40% en el estado de ánimo de los consumidores cuando son expuestos a las fragancias agradables. Los consumidores pagaron más por unos zapatos cuando el punto de venta había sido perfumado con una fragancia. Sólo el 3% de las empresas de la lista Fortune, tienen olores distintos de sus marcas.

 

El marketing olfativo es clave en la conexión emocional con el consumidor sobre todo en el sector del retail. La marca  Selfridges de Londres, conscientes de ello, no sólo cuidan el aroma de su establecimiento, sino que han lanzado además un nuevo proyecto en el punto de venta y que aún va más allá.

Han creado un espacio pop up store denominado Fragance Lab: un laboratorio de aromas que estará abierto hasta el 27 de junio, donde invitan a sus clientes a crear su propia fragancia. Todo ello de acuerdo a su personalidad y después de vivir un curioso viaje sensorial y olfativo de 15 minutos.

 

Selfridge Frangance Lab

Selfridge Frangance Lab

 

 “The Frangance Lab”, es un concepto de brand experience que tiene como objetivo conectar no solo con las sensaciones olfativas de sus clientes, también con sus emociones. De esta manera el proyecto ha transformado el espacio en un laboratorio de experiencia de marca. Y al que no falta detalle, incluidos unos asistentes de laboratorio perfectamente uniformados con bata blanca.

En él invitan a sus clientes a vivir una única, auténtica y memorable experiencia de compra: la materialización de una fragancia de 50ml única y personal realizada a partir de la personalidad de uno mismo.

The Fragrance Lab at Selfridges

The Fragrance Lab at Selfridges

Para ello, la marca sumerge al cliente en un viaje olfativo y sensorial de 15 minutos en el que, en primer lugar, es sometido a un test de personalidad a través de un iPad y, en segundo lugar, vive una particular experiencia olfativa. Se le van mostrando diferentes aromas y, en función de sus reacciones, la fragancia final adquiere unos toques u otros. 

El marketing experiencial debe hacer valer propuestas de valor que conecten con las emociones y sensaciones de nuestros clientes y el olor vertebra todo un universo de posibilidades.  No sé si realmente podemos concluir que realmente, hay un efecto directo en el incremento de las ventas a través del marketing olfativo, pero sí creo que hay un determinado segmento de clientes que valorarán la experiencia de forma única y está asegurada la notoriedad y difusión de la propuesta. También creo que en determinados sectores como la moda, hoteles, centros comerciales, el marketing olfativo será aplicado con más frecuencia.

Bienvenido el marketing olfativo.

Aquí dejo el vídeo del proyecto:

Visto en CIB Comercio innovadores

 

Y un interesante vídeo sobre marketing olfativo.

 

 

 

 


Deja un comentario

50 preguntas que como profesionales deberíamos hacernos en una estrategia de marketing experiencial: me quedo con la #15

No busques respuestas, hazte preguntas más inteligentes en marketing experiencial

No busques respuestas, hazte preguntas más inteligentes en marketing experiencial

“No busques respuestas, hazte preguntas más inteligentes”

Andreu Enrich. Autor de El aprendiz de la felicidad.

Hoy traigo a modo de reflexión 50 preguntas que creo importantes debemos reflexionar si queremos desarrollar una estrategia de marketing experiencial. A veces es más importante hacerte la preguntas adecuadas para llegar a soluciones diferentes. Son 50 preguntas que intenta inspirarte. No pretendo otra cosa.

He me ha servido de inspiración un post que también recomiendo que leas si eres docente y formador 50 preguntas que como docente debería hacerte del blog de Santiago Moll Vaquer. Gracias Santiago por la inspiración un post genial que como docente y formador yo me quedo con la 50 AMO SER DOCENTE.

Aquí te las dejo:

1. ¿Por qué quiero desarrollar una acción de marketing experiencial?
2. ¿Crees que las emociones ayudan a vender?
3. ¿Crees que las emociones son el medio para conectar con tus clientes actuales y potenciales?
4. ¿Qué tipo de experiencia quiero trasladar a mis clientes?
5. ¿Crees que una acción de marketing experiencial puede ayudar a fidelizar a los clientes?
6. ¿El estilo de vida de tus clientes condiciona el tipo de experiencia a desarrollar?
7. ¿Crees que el cliente valorará la experiencia como única, auténtica y memorable?
8. ¿La experiencia debe superar lo relevante para convertirse en única y exclusiva?
9. ¿Qué medio es el más adecuado para trasladar una experiencia única y memorable?
10. ¿Es lo mismo experiencia de cliente que atención al cliente?
11. ¿Tengo claro la diferencia entre marketing experiencial y experiencia de cliente?
12. ¿Sería capaz de conectar con mis clientes a través de sensaciones?
13. ¿Debo tener en cuenta el valor de vida de los clientes a la hora de plantear una estrategia de marketing experiencial?
14. ¿Soy consciente de que tengo que involucrar al cliente de forma memorable?
15. ¿Programo una venta o una experiencia memorable?
16. ¿Sabes lo que es una experiencia de marca?
17. ¿Crees que es importante proporcionar una experiencia de marca única?
18. ¿Qué beneficios aporta generar experiencias de marca auténticas?
19. ¿Los eventos pueden generar experiencias de marca únicas?
20. ¿Las personas son importantes en una estrategia de marketing experiencial ?
21. ¿Y los empleados de tu marca, son importantes para generar experiencias de marca?
22. ¿Qué grado de pasión tienen que aportar tus empleados para desarrollar experiencias de maca?
23. ¿Tiene riesgos desarrollar experiencias de marca memorables?
24. ¿Es importante la autenticidad en un acción de marketing experiencial?
25. ¿Puedo utilizar la música para generar experiencias de marca auténticas?
26. ¿Puedo utilizar los olores para generar experiencias de marca únicas?
27. ¿Debo sorprender a mis clientes actuales y potenciales?
28. ¿Es importante identificar y cualificar a los clientes actuales y potenciales?
29. ¿Debo utilizar las redes sociales para generar experiencias de marca?
30. ¿El marketing experiencial tiene en cuenta las características del mercado BTB y BTC?
31. ¿Puede aplicarse al mercado del business to bussines o business to consumer?
32. ¿Cómo podemos definir los momentos de la verdad desde el marketing experiencial?
33. ¿Es importante tener presente los momentos de la verdad de nuestro cliente?
34. ¿Puedo generar experiencias en cualquier momento de la verdad?
35. ¿Tengo en cuenta las dimensiones experienciales posibles para generar experiencias?
36. ¿Cuántas dimensiones experienciales relacionadas con el grado de participación y de conexión con los clientes podemos considerar en marketing experiencial?
37. ¿Es importante conocer los momentos de la verdad y gestionar de manera adecuada el momento clave para gestionar experiencias únicas y memorables?
38. ¿EL marketing experiencial aporta un valor añadido en cualquier estrategia cross y up selling?
39. ¿Existe el posicionamiento experiencial en las marcas?
40. ¿En la creatividad en marketing experiencial debemos hacer hincapié en centrarnos en los beneficios experienciales que aporta el producto o en sus características?
41. ¿Es necesario generar experiencias de marca en los empleados de mi propia empresa?
42. ¿Le doy importancia al espacio expositivo como generador de experiencias de marca?
43. ¿La museografía aplicada a los espacios expositivos puede ayudar a generar experiencias de marca únicas?
44. ¿Puedo aplicar el marketing experiencial en acciones con prescriptores?
45. ¿Puede el arte y la cultura generar experiencias de marca?
46. ¿Me pueden ayudar los artistas a innovar en la experiencia de cliente?
47. ¿Es recomendable la hibridación de conceptos para desarrollar estrategias de marketing experiencial?
48. ¿Crees que mi marca puede ser sostenible en el mercado si desarrollo estrategias de marketing experiencial ?
49. ¿Crees que te has servido de algo estas 48 preguntas para reflexionar en tu marketing?
50. ¿Que pregunta harías tú?

Si tuviera que elegir una me quedaría con la 15:

¿Programo un venta o programo una experiencia memorable?

 


Deja un comentario

¿Cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez? Microrelato de #marketingexperiencial

¿Cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez?”

cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez

En el mismo instante que dejó el vaso sobre la mesilla, entró repentinamente el doctor. Eran las ocho de la mañana y no había podido pegar ojo en toda la noche.  El nudo en el estomago era recurrente y la sequedad en su boca no la calmaba ni el agua. Juan había ingresado el día anterior en el hospital y había llegado la hora, estaba listo para recibir el órgano de un donante.

-¡Qué tal has dormido! -preguntó el doctor.

 -Pues ¿usted qué cree? -contestó Juan-. La verdad es que le pareció una pregunta inoportuna. 

-¿Cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez? -preguntó el doctor-. 

-Pero ¿no entiendo por qué me pregunta eso? -respondió  Juan con cierta vehemencia-. 

-¡Lo entenderás dentro de un par de meses!   -respondió el doctor.

Juan meditó unos segundos, porque la pregunta le asaltó en su memoria como un resorte. Los acontecimientos más importantes de su vida pasaron como un carrusel vertiginoso. Emociones, sensaciones, sentimientos, olores y colores afloraron en su cabeza. El doctor consciente de que la pregunta había impactado en Juan, supo que había llegado el momento y que estaba preparado para entrar en el quirófano. Una nueva vida le esperaba.
Dos meses después y a la misma hora que el doctor entró en su habitación para preguntarle, qué tal había dormido, Juan se preparaba para subir a un avión y hacer su primer salto a 4000 metros de altura y vivir su primer minuto de caída libre en paracaídas. Toda una experiencia única y memorable. Su vida estaba encauzada y su salud recuperada. Y su motivación diaria era hacer algo por primera vez: hablar con un desconocido, practicar un deporte nuevo o simplemente pensar cuándo fue la última vez que hizo algo por primera vez.
Inicio desde este primer microrelato una serie de post donde abordaré alguna temática relacionada con el marketing experiencial a modo de relato. Solo trato de salir de la zona cómodo de escribir post algo convencionales y así exigirme algo más para conectar y relatar historias. No pretende ser nada más que una nueva forma de trasladar experiencias y reflexiones.
La primera vez que escuché la frase “cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez” fue a Tiago Machado, fundador de la empresa La vida es bella. Era la motivación que le llevó a fundar la que ahora es la compañía líder de packs experienciales.
En esencia cuando los que trabajamos en comunicación y marketing y hablamos de la importancia de conectar con las emociones y sensaciones de nuestros clientes, quizás una alternativa sea facilitarles y motivarles para que hagan algo por primera vez. Es solo una reflexión.
Así que ya sabes, cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez.
No esperemos a que la vida nos ponga al límite para darnos cuenta que hay que vivirla con intensidad.